UNICEF
 
 NUEVA YORK, 28 de enero de 2009 – Con el regreso de cientos de miles de niños, niñas y jóvenes a la escuela en Gaza, UNICEF está proporcionando equipamiento básico de educación y materiales para restablecer las actividades de enseñanza y recreativas, así como para crear entornos seguros y ayudar a los niños de Gaza a recuperar un sentido de normalidad.
 
La representante de UNICEF en los Territorios Ocupados de Palestina, Patricia McPhillips, ha visitado Beit Lahiya (norte de Gaza), donde dos tiendas de campaña de UNICEF están sirviendo como espacios temporales de enseñanza para las niñas cuya escuela ha sido totalmente destruida. Las niñas asisten a clase durante el turno de la tarde. En los próximos días se habilitarán otras cuatro tiendas de campaña para acoger a más estudiantes.

“UNICEF está trabajando con sus aliados para establecer áreas seguras y suministrar material educativo a los niños de Gaza,” ha dicho Patricia McPhillips. “La vuelta a la escuela es una oportunidad importante para que los niños interactúen, jueguen, reconstruyan sus rutinas, y superen la angustia.”

Ayer, 26 de enero, UNICEF suministró a Gaza 130 kits ‘escuela en una maleta’, que incluyen elementos como libros de ejercicios, bolígrafos y lápices, para 10.400 niños en edad escolar. Además, UNICEF proporcionó 84 kits recreativos, que contienen elementos deportivos y de entretenimiento, para 6.720 niños, 42 kits de matemáticas y otros 42 de ciencias para 4.200 estudiantes. UNICEF también ha suministrado al Ministerio de Educación 12.000 botellas de agua para otros tantos alumnos.

Los informes hasta ahora estiman que siete escuelas fueron completamente destruidas, y muchas más fueron dañadas. Material educativo, incluyendo libros de texto y papelería, también han sido destruidos. Las escuelas están abriendo trabajando en turnos dobles –e incluso triples- turno para asignar a aquellos niños cuyas escuelas han sido destruidas. 

UNICEF ha manifestado su preocupación por el riesgo de artillería sin explotar (UXO) que permanece después del conflicto, y ha aconsejado que se establezca como prioridad la limpieza de las áreas escolares de este tipo de armamento. UNICEF está alertando del peligro de esta munición sin explotar a través de materiales de difusión que se están distribuyendo, anuncios en la radio y la impresión de mensajes sobre UXO en los juegos para niños.

El pasado sábado, el Ministro de Educación informó de un 80% de asistencia de alumnos a sus escuelas. Unos 450.000 niños asisten a la escuela, incluyendo 373 escuelas públicas, 214 escuelas de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina (UNRWA), y otras 34 escuelas privadas. UNRWA escolariza a más de 196.000 niños en Gaza.